Festival Internacional de cine de Rotterdam 2019

>>> Siete producciones nacionales llegarán a las competencias del certamen holandés que comienza el próximo 23 de enero. La selección la lidera el estreno de “Nona. Si me mojan, yo los quemo”, la tercera película de Camila José Donoso (“Casa Rochell”) que apostará por el Tiger Award, el mayor premio de Rotterdam.

>>> Apoyados por CinemaChile, marca sectorial de ProChile, los productores Marcela Santibáñez (Micromundo) y Francisco Hervé (Panchito Films) serán los representantes nacionales en el programa de formación Rotterdam Lab, que se desarrollará durante CineMart, el espacio de industria del festival.

Una fuerte presencia tendrá la delegación nacional que asistirá a la 48ª edición del Festival Internacional de Cine de Rotterdam (IFFR) que se desarrollará entre el 23 de enero y el 3 de febrero, y que representa a uno de los cinco encuentros cinematográficos más importantes de Europa. Chile exhibirá producciones de calidad dirigidas principalmente por mujeres, historias de ficción y documental y un catálogo que incluye a talentos reconocidos internacionalmente como Sebastián Lelio (Una Mujer Fantástica), posicionándose en este certamen que justamente ofrece año a año una selección de películas cuidadosamente elegidas, centrando sus principales competencias en los trabajos de nuevos y también de consagrados cineastas.

Así es como aterrizará en Rotterdam la tercera cinta de la realizadora chilena Camila José Donoso, titulada Nona. Si me mojan, yo los quemo (Chile, Brasil), una producción de Rocío Romero (Mimbre Producciones). La película es parte de la sección oficial Tiger Competition y narra la historia de Nona (66), una atípica dueña de casa que vive autoexiliada en un pueblo costero y cerca de un misterioso bosque en donde suceden extraños incendios que se le atribuyen al Diablo. Un día, ella y sus vecinos son testigos de un gran incendio forestal que comienza a destruir millones de hectáreas de bosque al sur de Chile. El cielo se llena de humo, el pueblo se asusta con cada alarma de incendio y el caos parecerá dominar.

En Tiger Short Competition la directora Malena Szlam presentará su cortometraje Altiplano, que ya tuvo su estreno en la última edición del Festival de Cine de Toronto. Lo que diferencia a esta competencia de Tiger para las películas de largometraje, es el hecho de que no es solo para jóvenes y futuros talentos, aquí todos los cineastas tienen la oportunidad de ganar, y los más de 20 cortos compiten por tres premios iguales. Altiplano dura 16 minutos y pertenece al género documental-experimental, fue filmado en la Cordillera de los Andes en Chile y Argentina y se desarrolla en un universo geológico de salares ancestrales, desiertos volcánicos y lagos de colores.

En el espacio Bright Future del IFFR los cineastas presentan el estreno mundial o internacional de su primer largometraje y son elegibles para el Bright Future Award. Y como parte de la selección se presentará la cinta Historia de mi nombre dirigida por la chilena Karin Kuyul y producida por Cinestación. “En 1987, Karin Eitel apareció torturada a través de la televisión pública. Este caso inspiró a mi madre a llamarme como ella. En 1996, conocí a sus padres quienes me tomaron una foto para llevársela. Este documental va en búsqueda de esa foto, y en ese trayecto busca develar una memoria común en donde recuerdos y olvidos se conjugan por hacer prevalecer una lectura propia sobre el pasado”, afirma Kuyul.

En la misma sección se exhibirá la aplaudida cinta de Dominga Sotomayor, Tarde para morir joven (Mejor Dirección en Locarno 2018), otra producción de Cinestación que continúa su exitoso y premiado recorrido por festivales internacionales

A estas películas, se suma el mediometraje Une historie sand destin, coproducción de Francia y Chile dirigida por el chileno Enrique Ramírez. La cinta es una ficción documental de viajes por mar, desembarques, conquistas, poder y utopía. El carácter misterioso de algunos personajes, las tomas largas en los paisajes y el uso de la voz en off le dan una dimensión de ensueño. Otra producción chilena que tendrá su estreno en la ciudad holandesa será Violeta, un cortometraje de ficción de 8 minutos dirigido por Paula Contreras y producido por la Universidad del Desarrollo, que aterrizará en la sección Educatie, dedicada especialmente a los trabajos de escuela de cine del mundo.

En secciones paralelas, participarán el remake norteamericano de Gloria producido por Fabula y realizada por el chileno Sebastián Lelio, Gloria Bell, que se proyectará en Limelight; y la coproducción de género realizada por Cinestación junto a Francia y Argentina, y dirigida por el mendocino Alejandro Fadel, llamada Muere, monstruo, muere, cuyo estreno se realizó en el pasado Festival de Cine de Cannes y que ahora llega a la sección Rotterdamerung.

PARTICIPACIÓN CHILENA EN PROGRAMAS DE INDUSTRIA

El Festival de Rotterdam apoya activamente al nuevo talento a través de espacios como el mercado de coproducción CineMart, bajo el cual se desarrollará el 18° Rotterdam Lab, instancia que busca insertar a productores emergentes en el mercado internacional.

Los elegidos son nominados por instituciones, festivales, organizaciones y programas asociados al evento. Es así como tras realizar una convocatoria abierta a todos los productores chilenos, CinemaChile -marca sectorial de ProChile– que mantiene una alianza desde 2016 con CineMart- seleccionó a través de un comité evaluador a la productora Marcela Santibáñez de Micromundo Films, quien viajará junto a Francisco Hervé productor de Panchito Films que llegará al mercado holandés tras ganar la sección de industria “Cine Chileno del Futuro” del FICValdivia con el proyecto en desarrollo Anacoreta. El proyecto fue elegido por un jurado especializado y CinemaChile se sumó a esta premiación, entregando a Hervé la posibilidad de participar en el Rotterdam Lab 2019.

Esta es la tercera vez que la marca sectorial CinemaChile -entidad que este año celebra 10 años de existencia- asiste acompañando a productores a este taller de capacitación que busca proporcionar los medios para que los productores puedan expandir su red global, y aumentar su confianza y habilidades para navegar en el mundo de las finanzas internacionales, las ventas, la distribución y los mercados.

“Celebrar los 10 años de la marca CinemaChile durante IFFR tiene un significado especial, ya que la presencia de realizadores chilenos en este certamen ha aumentado cada año, destacándose hoy la selección de “Nona” en la competencia principal. Además, CinemaChile y ProChile participan activamente en las instancias profesionales y comerciales del festival, como el Rotterdam Lab 2019 que contará con la presencia de jóvenes productores chilenos. Estaremos además como co-sponsors en el IFFR Pro Drinks y en el IFFR Latin American Dinner, que son las mejores instancias para encontrar nuevos partners y continuar expandiendo y difundiendo el trabajo de nuestros cineastas. Se trata, en resumen, de un festival muy profesional que cobra cada vez mayor relevancia en el circuito de promoción e internacionalización del cine chileno”, destaca el director comercial de ProChile en Holanda, Osvaldo Marinao.

A esta robusta presencia nacional, se añadirá la participación de la directora ejecutiva de CinemaChile, Constanza Arena, como jurado de industria en CineMart, reforzando el trabajo de Chile en Países Bajos.

Aliados

Suscríbete a CinemaChile